Sindicatura suspende temporalmente a 4 policías por supuesta violación de adulto mayor

- Publicidad -

Tijuana, 18 de junio. – El Síndico Rafael Leyva Pérez, anunció la suspensión preventiva de 4 elementos de la policía municipal que están bajo investigación por la presunta violación sexual con un objeto el pasado 27 de abril, agresión que causó la muerte de la víctima identificada como Carlos N.

A través de su red social oficial de Facebook, Leyva Pérez a letra informó:

“Hemos suspendido de manera preventiva a cuatro policías municipales, presuntamente implicados en el sensible fallecimiento de Carlos “N”; ciudadano al que le fue vulnerada su integridad física. 

La Sindicatura Procuradora vela por hacer cumplir la Justicia Administrativa; NO vamos a tolerar que este tipo de hechos se repitan ni que los derechos de los Tijuanenses se violenten.

Con nuestro trabajo de investigación coadyuvamos a depurar la corporación policíaca.

Exhorto a que nuestros policías municipales a que se apeguen en su actuar al Protocolo de actuación Policial y al Código de Ética.”

El caso de abuso policial por cometer el delito de violación sexual con un objeto en contra de Carlos N, es investigado por la Fiscalía Especializada de Delitos Sexuales con Número Único de Caso (NUC) 0204-2022-117739, señala que la noche del miércoles 27 de abril de este 2022, alrededor de las 23:00 horas, agentes de la Policía Municipal llegaron a un negocio de internet con máquinas tragamonedas, en la avenida del Pacífico en Playas de Tijuana, bajo el argumento de haber droga en el inmueble.

Los 4 policías realizaron la intervención esposaron a 8 clientes del establecimiento y al hombre que fue víctima del abuso sexual Carlos N trabajaba en el lugar.

Señala el expediente de la fiscalía que uno de los 4 agente de la policía municipal de estatura baja, golpeó al hombre de 50 años con un tubo en su espalda y glúteos, exigiéndole revelar dónde “estaba la droga”, le obligó a bajarse el pantalón y para ello lo sometió en un escritorio, agarró la escoba, le puso gel antibacterial y le introdujo el objeto a la cavidad anal.

Las ocho personas que fueron intervenidas por los agentes fueron testigos de la violación sexual, a quienes los policías les robaron el dinero que traían y sus teléfonos celulares.

Los agentes se llevaron las cámaras de grabación para borrar la evidencia.

Las unidades de la Policía Municipal estaban rotuladas con las letras de K-9 por lo que se presume que eran agentes asignados al área de caninos, llevaban cubrebocas por lo que no se vio su rostro.

- Publicidad -